TORNEOS DE BLACKJACK

 

 

Hasta ahora se ha visto el Blackjack como un juego de todos los jugadores contra el casino. Sin embargo existe una modalidad en la cual los jugadores compiten entre sí para ver quien obtiene más fichas o dinero. Es lo que se conoce como torneos o campeonatos de Blackjack.


Funcionamiento

Los jugadores siguen jugando contra el croupier pero ya no se trata de obtener beneficio del casino, sino de obtener más ganancias que el resto de jugadores.

Los jugadores pagan una cuota de inscripción que será destinada por una parte a premios para los ganadores y por otra a la comisión que se queda el casino por organizar el evento. A veces todo el dinero se destina a premios, con lo cual la ganancia del casino es nula pero les sirve de publicidad.

Las fichas no tienen valor monetario real sino virtual. Luego no se pueden cambiar por dinero. El jugador únicamente obtendrá beneficios económicos si consigue uno de los premios.


Comienza el torneo

En la fase inicial todos los jugadores se distribuyen en varias mesas. Se juega un número fijo de manos (por ejemplo 20). Todos los jugadores empiezan cada nivel con la misma cantidad de fichas.

Los mejores jugadores de cada mesa avanzarán al siguiente nivel. Se proseguirá así hasta la mesa final, en la que estarán los jugadores que hayan quedado hasta ese momento.

A continuación se ve un ejemplo en el que empiezan 108 jugadores distribuidos en 18 mesas. En cada una juegan seis personas y las dos mejores pasan a la semifinal. En esa ronda también juegan seis en cada mesa pero ya sólo una pasará a la final.






 

Esto es sólo un ejemplo posible porque puede haber muchas combinaciones. Se juegan todos los niveles que sean necesarios dependiendo de la cantidad de jugadores iniciales hasta que al final sólo quede una mesa de 5 o 6 jugadores.

En la final se irán eliminando progresivamente jugadores. Puede existir por ejemplo la knock-out card, que es una carta especial que se introduce junto con las demás en el mazo. Cuando aparece significa que después de la siguiente ronda el jugador con menos fichas será eliminado.

Cuando sólo queden tres jugadores se jugará un número fijo de manos despues de las cuales el jugador con más fichas será el campeón y los restantes, el segundo y el tercero. Y se repartirán los premios.


Reglas

Las reglas son las mismas que en el Blackjack tradicional con una excepción: no empieza siempre apostando el mismo jugador. El turno va rotando en sentido de las agujas del reloj de forma que cada vez empieza uno.

Porque el último tiene ventaja. Sabe lo que han apostado el resto y puede basar su apuesta en ello. Y el primer jugador tiene toda la desventaja porque tiene que apostar sin saber cuánto se jugará ninguno de sus rivales.

 

Estrategia

Lo primero que hay que entender es que ya no existe el margen de la casa porque no se juega contra el casino. Lo segundo es que ya la apuesta no va en función de la cuenta (en caso de contar cartas). Se trata de batir al resto de jugadores, no de obtener más o menos dinero del casino según la cuenta sea más o menos alta.

Se puede jugar de varias maneras. Por ejemplo apostando muchas fichas en cada ronda. Si se tiene suerte puede salir bien, pero la mayoría de las veces el jugador se quedará sin fichas debido al alto riesgo de ruina. 

También puede jugar de forma opuesta a la anterior. Apostando el mínimo reduce o elimina el riesgo de ruina y nunca se quedará sin fichas. Pero tampoco podrá superar a los jugadores que inevitablemente tendrá por delante. Lo cual implica que en algún momento (o en varios) deberá arriesgar en una apuesta alta para superar a sus rivales. Es momento puede ser justo el turno en el que juega el último, para saber así cuanto hay que apostar dependiendo de lo que hayan hecho los demás.

Un aspecto que resulta curioso es que un jugador puede desear que gane el croupier, cosa que nunca ocurre en el juego convencional. Si un jugador ha apostado poco y sus rivales mucho, podría preferir que gane el croupier y así todos pierdan (incluido él). Pero como otros han perdido mucho más, puede que les supere en cantidad de fichas.

 

¿Sirve de algo la estrategia básica o contar cartas?

Si la mayoría de las apuestas son bajas, en esos casos el perder o ganar es mucho menos importante que cuando se realiza una apuesta fuerte. En éstas es cuando ganar es fundamental. De cometer errores con la estrategia (o no usarla) es preferible hacerlo cuando se hacen apuestas bajas.

De todas formas lo mejor es intentar ganar el máximo número posible de manos. Y para ello podría ser útil contar cartas y usar algunos índices para modificar la estrategia básica en momentos que la cuenta sea muy alta o muy baja. Y también para apostar fuerte cuando la cuenta sea muy alta.  

Pero en general la cuenta influirá poco en la cantidad de la apuesta, porque hay que apostar muchas veces en función de lo que hacen los rivales.

Más información

Esto es sólo una introducción muy breve. Para una información mucho más completa y extensa se recomienda visitar: https://www.blackjackinfo.com/blackjack-tournaments.php